Caspa, causas y remedios naturales


La caspa es una condición que afecta el cuero cabelludo, en el que las viejas células del cuero cabelludo son reemplazadas por nuevas células a un ritmo más rápido de lo normal, lo que conduce a una apariencia escamosa de la piel, seguido por la picazón.

Las causas de la caspa

Aunque la causa exacta de la caspa no se conoce todavía, los científicos especulan que la falta de higiene y otros factores pueden contribuir a su desarrollo. Echemos un vistazo.

Sensibilidad a las levaduras

Muchas personas son sensibles a los hongos tipo levadura llamada Malassezia, por lo que, podrían experimentar problemas de caspa en los meses de invierno

Piel seca

Un cuero cabelludo excesivamente seco también puede contribuir a la caspa. El aire frío de invierno y otras condiciones climáticas extremas pueden agravar la condición.

Enfermedades en la piel

Personas que sufren de psoriasis, eczema y otras enfermedades de la piel son más propensos a sufrir de caspa.

Dermatitis seborreica

Es una condición que afecta no sólo el cuero cabelludo, también las cejas, los lados de la nariz, el esternón, la espalda de las orejas y muchas otras partes del cuerpo. Un paciente que sufre de esta condición es más probable que sufra de caspa. Las personas alérgicas que tienen la piel sensible pueden desarrollar erupciones, picazón, irritación e incluso caspa en la exposición a ciertos productos químicos como tintes para el cabello, champús y acondicionadores.

Otros factores como el estrés, la deficiencia de ciertos nutrientes esenciales, y ciertas enfermedades también pueden causar la caspa.

Remedios caseros cortos para la caspa

Pruebe estos remedios caseros simples que hemos enumerado hasta acabar con todos sus problemas de caspa.

Yogur

El yogur puede actuar como una buena crema hidratante, y puede restaurar la humedad perdida de su cuero cabelludo. Justo después del champú, aplicar yogur fresco directamente sobre todo el cuero cabelludo y dejar actuar durante 10-15 minutos y enjuague.

Peinarse el cabello

Se cree que peinar el cabello después de un champú puede ayudar a frenar los problemas de caspa. Peinar el cabello se cree que mejora la circulación sanguínea en el cuero cabelludo, promoviendo así la salud del cabello. También ayuda a distribuir el aceite de origen natural en el cuero cabelludo de manera más uniforme, lo que reduce la sequedad del cuero cabelludo

Vinagre de manzana

El vinagre de manzana, mantiene lejos los hongos que pueden reproducirse en el cuero cabelludo y causar la caspa, por lo que es un remedio maravilloso en el hogar para eliminar la caspa de forma natural. Simplemente enjuague su cabello a medida que normalmente, y luego enjuague todo con vinagre de sidra de manzana, y luego siga con el agua.

El aceite de coco

El aceite de coco es uno de los mejores y más ampliamente utilizado remedios caseros para curar la caspa. Se restaura la humedad natural del cuero cabelludo y previene la sequedad y descamación los cuales contribuyen a la caspa. Simplemente masajear el aceite de coco caliente suavemente sobre todo el cuero cabelludo, dejar actuar durante una hora, y luego enjuague.

Semillas de Alholva

Lo creas o no, semillas de alholva puede ser un buen agente anticaspa natural. Sólo debe moler un puñado de semillas de fenogreco y remojar en agua durante la noche. Colar el agua al día siguiente, y utilizar como un enjuague.

Aceite de árbol de té

Es conocido por sus propiedades refrescantes y calmantes. También, debido a que es un aceite, ayuda a hidratar y nutrir la piel de forma natural. Si usted tiene el aceite de árbol de té, debe aplicar directamente sobre el cuero cabelludo, dejar actuar durante unos minutos y luego enjuagar. Alternativamente, también podría tratar de usar champús que tienen aceite de árbol de té como ingrediente activo.
Continuar Leyendo

5 consejos para ser más saludable


Cada día pensamos en que comenzaremos una nueva dieta, que saldremos a correr cada mañana, que dormiremos temprano y que todo será un gran sacrificio y nunca lo llevamos a cabo creyendo que haremos un esfuerzo tremendo. Lo que las personas no saben es que no tiene nada de difícil tener una vida sana, solo bastan 5 tips para tener una vida plena, sin sacrificios y feliz.

1. Come sano

No es necesario seguir dietas que solo causarán ansiedad y al momento de terminarla o abandonarla, incluso causen una recaída donde podrías ganar hasta más peso del que perdiste. Con comer frutas y verduras cada día al igual que consumir granos integrales variados ya te estás alimentando de forma saludable. Disminuye la diabetes con tratamiento gracias al consumo de bebidas con alto contenido de azúcar, grasa, calorías o alcohol y evita ingerir gran cantidad de carbohidratos para que no se acumule la grasa abdominal.

2. Ejercita tu cuerpo

No es nada sano llevar una vida sedentaria pero tampoco es obligatorio matarse todos los días en un gimnasio para estar en forma. Practica alguna actividad física o deporte para aumentar la frecuencia cardíaca y respiratoria, activar y fortalecer los músculos y huesos.

3. Protégete

Cuida tu piel y cuerpo, usa protector solar, repelente en caso de estar en un sitio donde haya insectos, lávate las manos antes de comer, evita ser fumador pasivo y aléjate del humo de tabaco y la nicotina. Recuerda tener un kit de primeros auxilios por si se presenta alguna emergencia.

4. Adiós estrés

Sé optimista y ten un equilibrio mental entre tu trabajo, hogar, amigos y familia. Habla con las personas de tu confianza si necesitas apoyo en el tratamiento de la gastritis o reflujo. Tu tranquilidad vale oro, duerme de 7 a 9 horas por la noche.

5. Hazte un chequeo

No está de más ir al médico de vez en cuando y estar al tanto de la salud de nuestro cuerpo. Ponte al tanto de tus vacunas, hazte exámenes si eres propenso a enfermarte o tienes antecedentes familiares y puedas heredar alguna enfermedad y evitar saber qué es la insulina y sus usos.

Fácil ¿no? Nada de recetas raras, sacrificios ni duras rutinas agotadoras, solo consejos indispensables para ser feliz y tener una vida totalmente saludable. Quizás te sea difícil cambiar de hábitos de un día a otro pero poco a poco puedes acostumbrarte a vivir de forma más sana.

Continuar Leyendo